El verdadero reto de la minería

mayo 5, 2008

Diario La Prensa

Panamá posee una de las mayores reservas de cobre de América, y con los precios en constante alza, negarse a explotarlo sería negar el potencial de desarrollo de nuestro país. Como ejemplo, la columna principal de la estructura económica chilena, ha sido la exportación de cobre desde 1940, y los precios en alza del cobre durante las últimas décadas coinciden con el constante crecimiento de su economía. El cobre es para Chile, lo que es el Canal para los panameños.

También es cierto que la explotación minera es una de las actividades con mayor riesgo ambiental que existe. Las zonas mineras mal manejadas producen regiones devastadas y de extrema pobreza. El riesgo es sin duda extremadamente importante para ignorarlo: podríamos convertir a los distritos de Donoso y La Pintada, en los nuevos Cañazas, uno de los distritos más pobres del país, en donde gran parte de la población se sostiene casi exclusivamente con los famosos “bonos estatales”.

El verdadero reto de la actividad minera está en la revisión de todo el entorno legal, llámese código minero, la ley de la Autoridad Nacional del Ambiente (Anam), así como las leyes especiales como la de Petaquilla.

Yo comenzaría por los puntos siguientes. Si una explotación minera no es rentable, que no se explote! … los riegos ambientales son tan graves, que exonerar impuestos y reducir la participación estatal en las ganancias, en base a teóricos “beneficios indirectos”, es inaceptable.

Con los precios en constante alza, es el momento ideal para renegociar la ley de incentivo aprobada para Petaquilla. Una ley especial no puede estar sobre el código minero o sobre las normas ambientales.

Hay que mejorar y profundizar los estudios de impacto ambiental (EIA), fortaleciendo el seguimiento y la fiscalización. Hoy en día son solo buenos deseos puestos en papel: ¡y el papel aguanta todo! ¿Cuántos de nosotros recuerda que algún EIA haya fallado en la estimación de la afectación ambiental y la empresa haya sido sancionada? ¿En cuántos casos de violación a las propuestas de mitigación ambiental se han impuesto multas? Hay que establecer indicadores de gestión ambiental, y hay que dotar de herramientas para que la propia ciudadanía participe del proceso de fiscalización.

Hay que pensar sobre la fase post-operativa de las explotaciones mineras. Si en 10 años la empresa quiebra por una baja de los precios, quién se queda con las tinas de cianuro y la destrucción social y ambiental en el país. Hay que establecer garantías financieras para garantizar la fase post-operativa. ¡Una empresa minera no puede ]ser tratada como cualquier otra empresa!

Cuando falta un año para las elecciones, los electores deben entender la necesidad de elegir autoridades comprometidas en defender los intereses nacionales. Decir que el Estado panameño es incapaz de velar por los intereses de los panameños, es decir que mejor no tengamos Estado.

El Estado panameño (leyes y gobierno) es el verdadero garante del desarrollo de un país. Hay solicitar responsabilidades a quienes realmente la tienen.

Anuncios